top of page

Tahiti

Es la entrada a la Polinesia Francesa. Aquí aterrizan los vuelos internacionales y bulle la capital, Papeete. Tahiti abarca desde esta urbe dinámica y cosmopolita, con calles atochadas de autos y peatones en alegres vestimentas, hasta paisajes de montes, cascadas y selvas. Dejado Papeete atrás, el verde conquista cada pedazo de tierra, hasta culminar en el otro extremo en los acantilados de Pari, donde desaparecen las casas y golpean las olas.

Marina de Papeete, Tahiti, Polinesia Francesa

Geografía

Tahiti es la isla mayor (1.044 m²) y más poblada de Polinesia Francesa. La forman dos macizos de tierra unidos por el istmo de Taravao: Tahiti Nui, más o menos circular, de unos 113 km de circunferencia, y la península de Taiarapu o Tahiti Nui, más pequeña y menos urbanizada, que se alarga hacia el sudeste.

Los 191.779 habitantes viven en el cinturón costero. El interior, quebrado en riscos, cascadas, escarpas y despeñaderos de verdes impenetrables, permanece deshabitado y alcanza los 2.241 m de altura en el monte Orohena. Papeete y el Aeropuerto de Tahiti-Faaa se sitúan en la costa noroeste de Tahiti Nui.

Teahupoo, Tahiti, Polinesia Francesa
Tautira, Tahiti Iti, Polinesia Francesa
Cascadas de Faarumai, Tahiti, Polinesia Francesa
Mercado de Papeete, Tahiti, Polinesia Francesa
Hilton Tahiti, Tahiti, Polinesia Francesa

Ven a Tahiti si buscas:

Tahiti es escala para llegar a las otras islas. Prolonga la estadía si te interesan las atracciones culturales —museos, folclor, artesanía, diario vivir—, el senderismo, el surf y la vida nocturna.

Qué hacer en Tahiti

No están acá las playas de arena suave y aguas turquesa propias de Polinesia. La orilla, salvo pocas excepciones, es de coral tosco, como concreto casi, o pedregosa, o de arena color pizarra.

Predominan en Tahiti las actividades en tierra: excursiones en todoterreno, senderismo, descenso de cascadas a rapel. La excursión alrededor de la isla (4 h, 50 €) visita el Marae Arahurahu (sitio histórico), la gruta de Maraa, el Jardín Vaipahi, las cascadas de Faarumai, el sopladero de Arahoho y punta Venus (playa histórica). Desde Teahupoo y Tautira salen excursiones náuticas hacia los acantilados de Pari.

Están quienes prefieren recorrer las calles de Papeete. Algunas lucen arte callejero. El mercado, limpio y en pleno centro, merece visitarse de mañana. En los Jardines Paofai y la Place Tahua Tu-Marama hay monumentos, sombra y vistas de la Marina de Papeete y del puerto. Cerca está el Museo de la Perla Negra. El Museo de Tahiti y sus Islas, en cambio, está más a trasmano, en Punaauia.

Los que viajan con presupuesto holgado disfrutan de vistas espléndidas en un sobrevuelo de la isla en helicóptero (20 min, desde 293 €).

Paseos en lancha y moto de agua salen a observar ballenas de agosto a octubre (85-125 €), y delfines todo el año. En Tahiti se nada con esnórquel sobre bajos de coral, se pesca en mar abierto y se bucea. El surf, popular entre los lugareños, se ejercita en los pasos del arrecife y en algunas playas, pero casi no se alquilan tablas.

Alojamiento en Tahiti

Alojar cerca del aeropuerto o en Papeete parece lógico si será solo una noche y se continuará luego en ferri a Moorea o en avión a Bora Bora.

En Papeete, Mahana Lodge Hostel es económico y está bien situado en calle Paul Gauguin, a pocas cuadras del muelle de los ferris. Pero es bien básico: literas en dormitorios compartidos, y habitaciones minúsculas con cama matrimonial y sin baño privado. Chez Eden Coconut Studio, próximo a los Jardines Paofai, y Leili Home, hacia el extremo oeste del bulevar Pomare, son departamentos de alquiler céntricos, recomendables.

Hoteles en Papeete hay 4: el viejo, modestísimo y mal ubicado Sarah Nui (2*); el Tahiti Nui (3*) envejeciendo y caro para lo que es; y los recientemente renovados Kon Tiki y Maitai Express, en la avenida costera, cerca del muelle de los ferris. El Kon Tiki dispone de diminutas habitaciones tipo camarote, con baño compartido, y también de habitaciones tradicionales, con balcón y comodidades 3 estrellas. Maitai tiene habitaciones estándar y 8 suites.

Hilton es alternativa de lujo en las afueras de Papeete.

Cerca del aeropuerto destacan 2 pensiones, pero se han encarecido: Manaeva Lodge y Chalet Ohana. Ambas dan los traslados desde y hacia el aeropuerto gratis. Tahiti Airport Motel y Pension Damyr son más baratos, pero requieren pago de traslados y pierden así parte de la ventaja del precio.

Intercontinental (4-5*) es el hotel más cercano al aeropuerto. No es barato y, siendo estilo resort, merece estadía más larga que una simple noche de conexión. En Te Moana Resort (3-4*) bajan algo las tarifas, pero está más lejos y es de inferior nivel. Ambos son opción interesante para uso diurno al final del viaje si el vuelo internacional sale avanzada la noche.

Otros hoteles tahitianos son Royal Tahitien (2*), en el suburbio de Pirae, y Le Tahiti by Pearl Resorts (4*), el más alejado del aeropuerto, en Arué, frente a una playa de arena oscura. Pertenecen a las cadenas Royal y Pearl Resorts, que acostumbran, al igual que Hilton e Intercontinental, ofrecer descuentos en sus hoteles de las otras islas si se combinan con al menos 1 noche en su hotel de Tahiti.

Le Tahiti by Pearl Resorts, Tahiti, Polinesia Francesa

En el resto de Tahiti, más allá de Arué y Punaauia, los hospedajes se limitan a pensiones y casas de alquiler.

Precios referenciales por 2 personas/noche: Mahana Lodge, desde 92 €; Manomano Lodge, en Papara, 113 €; Leili Home, 124 €; Kon Tiki, 133 € (básica) y 234 € (tradicional); Chez Eden, 148 €; Royal Tahitien, 160 €; Manaeva Lodge, 201 €; Hilton, 372 €; Intercontinental, 460 €.

Dónde comer en Tahiti

Abundan los restaurantes y puestos de comida en Papeete y suburbios como Pirae, Arué, Faaa y, especialmente, Punaauia, donde nombres conocidos, aunque de nivel estándar, son La Casa Bianca, Blue Banana, Le Captain Bligh y La Plage. Turistas y lugareños se entremezclan allí.

Meherio Tahitian Bistro, Papeete, Tahiti, Polinesia Francesa

Las tradicionales roulottes o food trucks de la plaza Vaiete fueron otrora las más pintorescas y económicas alternativas para comer en Tahiti. Servían churrascos y pollo a la parrilla, acompañados de papas fritas o ensalada rusa, y chaomen y algún otro plato chino. Quedan pocas en plaza Vaiete. La última vez vi apenas tres: dos de especialidades chinas y una de crepas.

Restaurant Hei y L’O à la Bouche atraen paladares finos. Hei, frente a los Jardines Paofai, tiene un menú único que cambia cada mes. Para los golosos las porciones resultan escuálidas. L’O à la Bouche es de cocina francesa gurmé: hojaldre de caracoles, ravioles de cangrejo (22 €), pechuga de pato a la miel (38 €). En Le Grillardin también se come refinado y bajan algo los precios.

Restaurante en Punaauia, Tahiti, Polinesia Francesa
Show de bailes, Tahiti, Polinesia Francesa

Les 3 Brasseurs es bar, restaurante y cervecería popular entre los lugareños, para todas las edades y con música en vivo. El plato del día (almuerzo) cuesta 13,50 €.

Lou Pescadou, hoy dirigido por la hija del fundador, es restaurante italiano que ha mantenido su prestigio con el paso de los años. Se especializa en pizzas a la leña (desde 12 €) y pastas (12,50-19 €). Otras especialidades son escalopa milanesa (20,50 €), risoto marino (19 €) y saltimboca a la romana (25 €).

A unas 4 cuadras del borde costero de Papeete está el animado Urban Café. Es cafetería, bar y restaurante, más conocido por su brunch diario (27,50 €) que se sirve a partir de las 6 a.m.

Hay McDonald’s en Tahiti. El primero se instaló en Papeete en 1996 y ahora hay varios repartidos por la isla.

Dos hoteles tienen restaurantes prestigiosos. Le Lotus es el restaurante elegante del Intercontinental. El llamado “menu gourmet”, de 3 platos, cuesta 89 €. El restaurante del Royal Tahitien es muy apreciado por los lugareños y las noches de viernes y sábado una banda tahitiana toca en vivo.

bottom of page